Distribución

El jardín, se encuentra delimitado en su perímetro por una valla de postes de madera y cableado de torsión, cuya función es evitar la entrada de los animales y permitir el crecimiento de los carpóforos de una manera natural y continua.

En su interior, la superficie se ha manipulado lo menos posible, solo se han habilitado una serie de caminos que recorren el jardín, corrigiendo la pendiente natural del terreno, facilitando así su recorrido.

Se ha mantenido la vegetación natural existente y lo único que se ha realizado es una serie de inoculaciones de preparados de micelio de diferentes especies (Boletus edulis, Lactarius deliciosus, Hydnum repadnum), en las raíces de algunos de los ejemplares de pino silvestre para favorecer su micorrización.

 

Las dos únicas teselas del jardín que han conllevado algo más de trabajos de adaptación del terreno, son las dedicadas a los líquenes y a las especies saprófitas de hongos que crecen sobre madera muerta y tocones.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s